Cómo saber de qué estilos son unos muebles

Identificar los estilos de los muebles es una habilidad que no todos poseemos, aunque el auge de la decoración personal de interiores haya hecho parecer que cualquier persona era capaz de ello. No se trata, como te podrás imaginar, de algo tan sencillo, ya que depende de contar con ciertos conocimientos de carpintería e históricos. En este sentido, puedes encontrar este tipo de muebles y recibir consejos sobre ellos en la tienda especialista en mueble colonial y clásico Demarques.

Algunas consideraciones relativas al reconocimiento de muebles

El aumento de la popularidad de la decoración que comentábamos y los muebles restaurados ha propiciado ciertos debates a la hora de reconocer los estilos de los muebles. Y no solo los estilos, dado que el personal también está interesado en identificar la antigüedad y autenticidad.

Hemos de tener en cuenta que no solo existe un interés teórico por aprender acerca de estas cuestiones, sino que también está presente el económico. En este aspecto, tenemos que recordar al lector que, debido a que el estilo vintage está de moda, los muebles antiguos están ganando protagonismo en el interiorismo y alcanzando un alto valor en el mercado. Ya sean de modelos originales, restaurados o incluso falsos. Por lo tanto, saber reconocer sus características esenciales es clave a la hora de tomar decisiones, como comprar o vender, acerca del mobiliario.

Fíjate en estos detalles para reconocer los estilos de los muebles

Una vez hemos introducido el vivo debate relativo a por qué determinar el estilo de los muebles se ha convertido en algo tan relevante, queremos darte algunos consejos útiles para acertar en tus juicios. Toma nota:

– En primer lugar, vale la pena acudir a los especialistas en las profesiones relacionadas con el mobiliario (carpinteros, decoradores, interioristas, etc.), puesto que ellos poseen los conocimientos oportunos para identificar el estilo del mueble en cuestión. Por otro lado, la opción más segura pasa por acudir a un tasador de muebles, un auténtico profesional en fijar el precio real de estos artículos, el cual se ciñe a aspectos concretos (materiales e intangibles) para determinar un importe justo por su venta.

– Los materiales empleados en la realización del mueble también aportan mucha información. En especial, la madera, que acapara la mayor importancia. Por ejemplo, la caoba es típica del estilo victoriano.

– Los rieles y las curvas también son datos que hemos de analizar. Mientras que los muebles del imperio estadounidense las tienen leves, las curvas pronunciadas son propias del estilo victoriano.

– El peso es un factor diferencial. Los ligeros se pusieron de moda entre las familias acaudaladas del siglo XVIII.

– Fijarse en la base de los muebles resulta de gran ayuda, ya que pueden tener tallas florales, latón, garras de animales, líneas minimalistas…

– Por último, la tapicería revela cosas que no hemos de pasar por alto: detalles orientales del estilo Chippendale, felpa con relleno de crin del estilo victoriano…

En definitiva, observar una sola de estas características no sirve para encuadrar claramente un mueble en estos estilos concretos, pero sí contribuye a descartar otros. Pon en valor esta recomendación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *